Cómo hacer kéfir

El kéfir es un lácteo pro biótico bajo fermentación elaborado a  base de leche mediante una reacción lacto alcohólica. Tiene una apariencia similar al de la coliflor, con rico sabor y de gran aporte a la salud del ser humano. Tiene propiedades que lo convierte en un ingrediente puro y de alta relevancia en la comida diaria.

Cómo hacer kéfir

Una bebida nutritiva mezclada con leche

Hoy puedes conocer cómo hacer kéfir, los ingredientes y los aportes a la salud.

Ingredientes

  • Granos de kéfir
  • Leche

Materiales

  • Un colador
  • Un recipiente con tapadera
  • Una cuchara
  • Un bol de cristal para disolver el kéfir

Comienza colocando los granos de kéfir en el bol, asegúrate que esté limpio y sin residuos de agua.  Añade la leche, ésta puede ser descremada, entera o de la que prefieras. Incluso puedes decidir si la deseas de vaca, oveja o cabra. Si optas por la leche descremada tendrás como resultados un kéfir muy diluido. Si quieres obtenerlo con mayor textura hazlo con leche entera.kefir2

Puedes sustituir la leche por soja, solo si así lo desea, por lo contrario sigue el procedimiento tal cual, con cualquier tipo de leche.

Mézclalo un poco y deposita esta mezcla en el recipiente de cristal con tapadera, ciérralo muy bien y guárdalo en un lugar donde no le de la luz, puede ser incluso el armario. Y deja que repose durante 24 horas aproximadamente. Si lo dejas más tiempo permitirá que se haga más espeso.

Pasado el tiempo de reposo, sácalo y vas a cambiarlo de recipiente haciendo uso del colador y la cuchara. Puedes auxiliarte de otro recipiente para guardar el kéfir obtenido si no lo consumirás en el momento o para guardar la cantidad que deseas.

 Viértelo poco a poco en el recipiente colocándolo sobre el colador. Costará un poco por la densidad que presentará pero puedes usar la cuchara para removerlo poco a poco.

Cuando hayas terminado pon los grumos en otro recipiente y tendrás lista la bebida de kéfir,  puedes  consumirla fría o al tiempo.

Importante

  • Los grupos que sacaste puedes reutilizarlos para hacer más bebida de kéfir repitiendo el procedimiento que se te ha mostrado.
  • Debes mantenerlos siempre en el armario y en un recipiente con tapadera, estos grumos no se echan a perder. No te preocupes si ves que están separados, es algo normal o pueden estar juntos simulando una coliflor.
  • Puedes conservar la bebida que obtuviste en el frigorífico durante 2 o 3 días. No olvides que para prepararlo debes tomar en cuenta el clima, pues si estas en verano el trabajo es más rápido por el calor y en cuanto más tiempo lo dejes mayor será la densidad que obtengas.
  • El kéfir puede arruinarse si no sabes cuidarlo, y se notará cuando veas que ya no fermenta la leche, además del fuerte olor que despedirá. Generalmente no suele pasar pero depende de ti.

Si tomas en cuenta todos los datos que se te han mostrado tendrás resultados efectivos y podrás disfrutar de una bebida rica y muy nutritiva, será de gran aporte para la salud del cuerpo humano.

Nada mejor de degustar de algo sano y delicioso como la bebida a base de kéfir, elaborado en tu propia casa y de forma fácil.

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.